Inicio

Selección de viajes a Zurich

Zurich es una de las ciudades más interesantes de Suiza, un destino que ofrece muchas posibilidades, y diferentes propuestas para cada tipo de viajero

Esta ciudad helvética tiene el privilegio de haber sido elegida en dos ocasiones como la metrópoli con mejor calidad de vida del mundo. Y esa distinción se transmite al visitante, que puede percibirlo al recorrer sus calles.  Zurich resulta interesante para todo tipo de viajero, tanto a familias con niños, a parejas que buscan una escapada romántica, como a los amantes del arte: Aquí se encuentra el mayor museo de Suiza, el Kunsthaus

 

La ciudad encierra gran cantidad de secretos interesantes, rincones por descubrir, acogedores cafés y mil actividades más. Y por descontado su chocolate: una de las industrias más dulces de cuantas ocupan a los ciudadanos de Zurich.

Lago de Zurich

Está situado al sureste de la ciudad y ocupa una importante área de la zona. Está rodeado por verdes colinas redondeadas, moteadas por coloridos viñedos y huertos. Desde sus cimas, hacia el sur, podrá ver, a lo lejos, las grandes siluetas de los Alpes.

Museo Nacional de Zurich (Landesmuseum Zürich)

Es un verdadero castillo de cuento de hadas que contiene la mejor exposición de objetos históricos y culturales de todo el país. Este museo se inauguró en el año 1898 y le mostrará de la A a la Z la historia de Suiza.

El Casco Histórico

Una zona peatonal por la que pasear tranquilamente, mientras realizas las últimas compras. Destacan las joyas arquitectónicas, desde la Edad Media hasta el Renacimiento.

Iglesia de Grossmünster

La Gran Catedral comenzó a construirse en el año 1100 y sus obras terminaron en 1210. Las dos torres de la iglesia son un emblema de la ciudad y en 1781 estuvieron coronadas por unos preciosos e impactantes campanarios de madera que, por desgracia, se consumieron a consecuencia de un incendio.

Bahnhofstrasse

Una de las zonas de compras más elitistas del país. Tiendas situadas en una calle de 1,4 km de largo. Tiffany & Co, Prada, Cartier, Burberry, Louis Vuitton…

El Teatro de la Ópera

Constituye otro de sus tesoros arquitectónicos, así como el Cabaret Voltaire, donde el grupo de Tristán Tzara rompió con el arte de su tiempo y provocó una verdadera revolución artística a través del dadaísmo.

El Museo Nacional

Un monumento histórico nacional que se encuentra a un paso de la estación central del tren.

La capilla de Fraumünster

En el casco antiguo, que es conocida por el diseño de cinco vitrales deslumbrantes y coloridos realizados por Marc Chagall.

Montaña Üetliberg

Se puede llegar fácilmente en 20 minutos de tren desde la estación central. A 870 metros de altura se tienen buenas vistas de la ciudad.

 

 

Leer más